Comiendo “PASTA” sin pasta: Fetuccini de calabaza a la bolognesa

Estándar

Para aquellos amantes de la comida italiana y que desean controlar un poco la cantidad de harinas y carbohidratos que ingieren, les presento un platillo rápido, delicioso y sin remordimientos. Ya se que para muchos la pasta nunca será sustituible por un vegetal (para esas personas les sugiero intentar la pasta de la Zona por el Dr. Sears, pero ya hablaré de eso luego); sin embargo, esta forma de preparación de la calabaza y la carne les recordará mucho al sabor de la auténtica comida italiana. Además es una receta apta para TODA LA FAMILIA, incluso para pacientes diabéticos*, hipertensos* y con obesidad*.

Necesitas:
Para la carne y la salsa:
-1/2 kg de carne molida, recomiendo que vayas a la carnicería de tu elección y pidas carne magra, o sea sin grasa, y la muelan en el momento, así verificas que no tenga grasa y esté fresca. * Si deseas hacer la versión veggie, omite la carne y agrega el triple de champiñones, incluso puedes hacer mezcla de champiñones con hongos portobello.

-2 latas de champiñones rebanados

– Queso parmesano rallado o en polvo ( o bien queso que se derrita de tu elección)

-1/4 de litro de puré de tomate sin condimentar (si no confías en tus habilidades para condimentar puedes comprarlo ya condimentado)

– Sal, pimienta y hierbas para sazonar a la italiana al gusto.

Para la “pasta”:

3 calabazas medianas en tiras ya sea con el pelador como si fueran “noodles o fideos” o bien con el rallador especial para “juliana” (tiritas delgadas y largas como el fetuccini o spaguetti)

Preparación:

1. Pica la cebolla y el ajo lo más finamente que puedas.
2. Pon un sartén a calentar a fuego alto, añade un poco de aceite de oliva y ya que esté caliente ( no dejes que se queme), añade la cebolla y el ajo y muévelos constantemente, no debes dejar que se caramelicen ni que se quemen.
3. Añade la carne molida y mezcla constantemente hasta que cambie de color rojo intenso a café claro.
4. Ahora añade los champiñones, la salsa de tomate y condimenta al gusto sin dejar de mover la carne.
5. Mientras tanto, pon a hervir agua y ya que hierva, coloca un recipiente para vegetales al vapor, o emplea una vaporera y coloca las calabazas en tiras lo suficiente para hacerlas suaves y flexibles sin dejarlas “aguadas”, tienes que imitar la consistencia al dente de la pasta de harina. Posteriormente puedes condimentarlas al gusto e incluso saltearlas unos minutos en un sarten caliente con una cucharadita de aceite de oliva para hacerlas crocantes.
6. Finalmente, mezcla la pasta de calabazas con la carne preparada y ralla o espolvorea un poco de queso parmesano encima.

Disfruta

* Siempre consultar la alimentación del paciente con su médico tratante, en pacientes controlados con tratamiento instaurado sin restricción específica de alimentos o contraindicaciones por el tratamiento de un medicamento específico, esta comida es recomendable.

Anuncios

Un comentario en “Comiendo “PASTA” sin pasta: Fetuccini de calabaza a la bolognesa

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s